8 errores que se deben evitar al cepillarse los dientes
8 errores que se deben evitar al cepillarse los dientes

¿Sabías que la mayoría de las personas no cuidan correctamente de sus dientes?

Mantener tus dientes en plena forma requiere visitas regulares al dentista. Sin embargo, una buena higiene dental comienza en casa. Cepillarse los dientes de la manera correcta es importante para mantener las encías y los dientes sanos.

1.Utilizar el mismo cepillo durante mucho tiempo

Con un uso constante (dos veces al día durante siete días a la semana), la vida media de un cepillo de dientes es de unos dos o tres meses.

Cuando pase este tiempo cambia tu cepillo porque las cerdas seguramente se desgastarán y deshilacharán.

Las cerdas deshilachadas o rotas no limpiarán tu boca adecuadamente, así que cambia tu cepillo de dientes una vez que las cerdas pierdan su flexibilidad.

cepillo de dientes gastado

Después de un par de meses de uso diario, las bacterias y las partículas de alimentos comienzan a acumularse en el cepillo de dientes. Asegúrate de cambiar tu cepillo de dientes cada tres meses aproximadamente.

Un truco sencillo es realizar el cambio de cepillo junto con el cambio de estación, que también coincide en el tiempo de 3 meses.

2.No cepillarse los dientes durante el tiempo necesario.

Dos minutos es la duración adecuada para el cepillado de dientes. Cualquier tiempo inferior a dos minutos no le da al flúor, de tu pasta de dientes, el tiempo suficiente para adherirse al esmalte de tus dientes.

Si no nos limpiamos los dientes el suficiente tiempo nos podemos dejar espacios sin limpiar en nuestra boca. Es posible que tengas los dientes muy bien cuidados en la parte de delante, ¿pero qué pasa con los laterales o la parte posterior de tu boca? 

Para ayudarte a controlar los minutos que están con el cepillado prueba a usar un minutero o el cronómetro de tu móvil o una canción que te guste y que sepas el tiempo de la misma

3. No usar hilo dental.

Si aún no lo has hecho, convierte en un hábito el usar hilo dental todos los días. Es necesario usar hilo dental al menos una vez al día para eliminar la placa entre los dientes, donde el cepillo de dientes no llega. La placa que no se elimina mediante el cepillado y el uso de hilo dental se convierte sarro.

Trata de usar hilo dental al menos en un diente. Una vez que empieces con uno, es más fácil usar hilo dental en el resto.

4. No te limpias la lengua

Después de cepillarte los dientes, limpia tu lengua para prevenir el mal aliento y eliminar las bacterias.

Un limpiador de lengua raspa las bacterias residuales de su lengua. Si no quieres hacer eso, consigue un cepillo de dientes que tenga un raspador de lengua en el lado opuesto.

limpiarse la lengua

También puedes usar las cerdas de tu cepillo para limpiar tu lengua después de cepillarte los dientes. No es tan bueno como un raspador de lengua, pero hará el trabajo.

La idea es arrastrar desde lo más profundo de la boca, de la lengua, hacia delante, hacia fuera y enjuagar el cepillo o el limpiador lingual y volver a hacer pasadas para dejar la lengua totalmente limpia (laterales de la lengua y la v lingual incluídas).

Si realizamos movimientos circulares sobre la lengua lo que hacemos es “marear” las bacterias, no eliminarlas, lo cual es lo que necesitamos.

5. Siempre utilizar un cepillo de cerdas duras

Si las cerdas están demasiado rígidas, pueden dañar tus encías y desgastar tu esmalte.

Opta por un cepillo con cerdas suaves o medias. Todo lo que necesitas es un cepillo para desalojar las partículas de comida que están atascadas entre tus dientes. Los cepillos con cerdas medianas o duras que se usan con cierta fuerza pueden eliminar el esmalte protector que recubre los dientes, esto puede dar como resultado dientes sensibles y encías retraídas.

6. Usar una técnica de cepillado y un movimiento incorrectos

La forma correcta de cepillarse los dientes es en círculos y hacia afuera , no vayas de un lado a otro. Los movimientos circulares son más suaves y efectivos para limpiar los espacios entre los dientes.

El cepillo de dientes debe hacer contacto tanto con los dientes como con la línea de las encías. Usa un toque más ligero, no presiones demasiado fuerte. Los trazos amplios de lado a lado pueden raspar el revestimiento de tejido blando entre los dientes y las encías.

Inclina tu cepillo verticalmente detrás de los dientes frontales e inferiores y usa movimientos suaves en círculo usando solo la mitad frontal del cepillo.

7. Cepillarse los dientes en el ángulo incorrecto

Siempre debes sostener tu cepillo en un ángulo de 45 grados y hacer movimientos circulares cortos. Ese es el ángulo para la limpieza más efectiva.puntar las cerdas en este ángulo garantiza una limpieza superior por debajo y por encima de la línea de las encías.

Utiliza la fila central de cerdas para limpiar entre los dientes y las encías. Limpiar la línea de las encías correctamente evita la decoloración y, lo que es más importante, las caries y las enfermedades de las encías.

cepillarse mal los dientes

Esta es la razón por la que verás algunos cepillos de dientes con cerdas en ángulo.

En Clínica Dental Son Ferriol disponemos de los mejores servicios de odontología en Palma de Mallorca.

Puedes pedirnos cita en el 971 427 277 o en el 608 177 052 también por Whatsapp 

Para cualquier duda sobre este tema puedes consultarnos...pide tu cita